El Ministerio español para la Transformación Digital lanzó hoy la aplicación móvil «Cartera Digital Beta», diseñada para mitigar el acceso de menores a plataformas de contenido para adultos. Esta iniciativa, anunciada en una conferencia de prensa por el ministro José Luis Escrivá, busca implementar una credencial de mayoría de edad que limitará el acceso a estos contenidos de manera efectiva y segura.

La «Cartera Digital Beta» permitirá a los usuarios obtener una credencial de mayoría de edad emitida por un organismo oficial. Esta credencial, que será anónima y no contendrá información personal, se escaneará a través de un QR al acceder a plataformas digitales con contenido para adultos. La medida entrará en vigor inicialmente en plataformas establecidas en España, con la esperanza de que otras entidades digitales, como redes sociales y aplicaciones de mensajería, se sumen voluntariamente.

El Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) gestionará un registro de plataformas internacionales de contenido para adultos, facilitando así la verificación de la mayoría de edad por parte de los navegadores antes de mostrar los contenidos.

El ministro Escrivá destacó que la iniciativa anticipa la obligación que tendrán todas las plataformas digitales de la Unión Europea a partir de octubre de 2027, de incorporar medidas similares para proteger a los menores. Este esfuerzo se alinea con la Declaración de Lovaina y un reglamento de la UE que promueve el uso de identidades digitales europeas.

El objetivo principal de la «Cartera Digital» es salvaguardar el interés superior del menor, especialmente frente al acceso temprano y no supervisado a contenido inapropiado en línea. Según Escrivá, estadísticas preocupantes revelan que los niños españoles comienzan a acceder a la pornografía entre los 9 y los 11 años, con una alta incidencia de consumo regular entre adolescentes.

El ministro subrayó que el acceso prematuro a este tipo de contenido puede tener impactos severos en la salud mental y emocional de los menores, así como distorsionar su percepción de la sexualidad. Además, señaló un aumento significativo en las agresiones sexuales cometidas por menores en los últimos cinco años, lo que resalta la urgencia de medidas preventivas como la «Cartera Digital».

Si bien Escrivá reconoció que la aplicación no es una solución completa, consideró que representa un avance significativo en la protección de la infancia en el entorno digital.

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *